viernes, 21 de septiembre de 2018

Pierde peso en 3 días con la dieta de la piña


Si eres amante de modelar ante el espejo y tener la sensación de verte bien y sentirte liviana, pues tomate unos minutos y checa estos tips que te brindaremos, y para que lo comentes y compartas con tus amistades.

A través de estos consejos te garantizamos resultados positivos, sin necesidad de gastar tu sueldo pagando a un entrenador, o incluso costeando ridículas dietas que lo que son es pura moda.

Para adelgazar no es preciso pasar días sin comer, ni pasar tu vida entera haciendo ejercicios que a la larga pueden desgastar tu cuerpo.

Solo se necesita disciplina y las ganas, el deseo de sentirte bien contigo mismo, de quererte un poquito y cuidar tu cuerpo, que es el templo de nuestras vidas.

Una dieta saludable puede completarse con pequeños tips, que pueden lograr maravillosos resultados.

Seguramente habrán escuchado los fantásticos poderes de las frutas y lo que logra en nuestro organismo.

No son las pastillas, ni merengadas con fórmulas que ni sabemos cómo fueron fabricadas. La dieta de la Piña aparte de ser exquisita, aporta nutrientes que dependiendo del caso, puede ayudarnos a perder peso.

Se recomienda mucho las frutas cítricas, ya que por ser cítricas sirven como diurético, quema la grasa acumulada y así te ayudan a perder peso.

La dieta de la Piña


La dieta de la piña podría ser una de ellas, que además de quemar nuestra grasa, funciona como antioxidante, mucho mejor ¿no?

Los pasos que hay que seguir para que la piña actúe sobre la grasa acumulada, es ingerirla por un plazo de 3 o 4 días, para empezar.

Puedes consumirla como postre después de las comidas ya sea en jugos o picadas en rodajas (preferiblemente sin azúcar), como meriendas a media mañana o en las tardes, ya que sacia la ansiedad.

Por supuesto que agregado a esto se debe comer alimentos ricos en proteínas, sin abusar de las frituras ni salsas, cuidar las porciones y no comer a deshoras.


  • Para el desayuno: prueba con algunas rodajas de piña sin azúcar, acompañada de algunos cereales o alguna tostada.
  • Para el almuerzo: puedes ingerir pechuga de pollo o pescado al horno y acompañarlo con ensalada o algunos vegetales. Y de postre piña picada en trocitos.
  • Para la cena: comer ensalada o algún caldo bajo en grasa y complementarla al final con algunas rodajas de piña.

Cumple esta dieta por tres días y vera la efectividad de ella y como va transformando tu cuerpo, solo se necesita voluntad, ¡pruébala!

Copyright © Gravity Fitness